Derecho como propietario en la reparación y reformas

Para mantener la vivienda en perfectas condiciones es necesario hacerle un mantenimiento adecuado. Si ha llegado el momento de realizar ciertas modificaciones en tu espacio vital, lo mejor es que te informes sobre tu derecho como propietario en la reparación y reformas de la vivienda.

Lo primero que tienes que saber es que independientemente el tipo de espacio donde quieras realizar el mantenimiento, sea este un piso, un departamento, una casa o una oficina, si eres el legítimo dueño te ampara un derecho como propietario en la reparación y reformas del lugar, aunque también puede que te interese leer sobre todos los derechos como propietario, incluso en litigios.

Derecho como propietario en la reparación y reformas, Derecho como propietario, Propietario,

Todo lo que necesitas saber de tu derecho como propietario en la reparación y reformas

Hasta el año 2013 el derecho como propietario en la reparación y reformas de nuestro hogar o nuestro establecimiento comercial estaba regulado por la Ley de Propiedad Horizontal en su artículo 11 sobre innovaciones y mejoras.

Sin embargo, a partir de ese año, dicho artículo sería derogado. Entrando en vigencia la Ley 8/2013 del 26 de junio que versa sobre la rehabilitación, regeneración y renovación de los establecimientos urbanos.

La nueva Ley sobre reparaciones y reformas

Esta nueva Ley pretende ser la guía legal para que los usuarios propietarios puedan garantizar una correcta rehabilitación del espacio urbano dando garantías a todos los ciudadanos de tener acceso a una vivienda digna.

Dentro de este nuevo reglamento quedarán entonces establecidas todas las responsabilidades y derechos de los propietarios ante el Estado español al momento de querer ejercer su derecho como propietario en la reparación y reformas de su vivienda.

¿Los propietarios tienen garantías sobre las reformas realizadas?

Cualquier empresa de reparación y reformas tiene que cumplir con una serie de requisitos legales para poder operar. Dentro de estos estatus esta la garantía sobre la obra realizada. Esto significa, entre otras cosas, que dicha garantía no es una ventaja comparativa que pueda variar de empresa en empresa, sino que al contrario, es una obligación de la Ley española.

No obstante, para que el usuario pueda hacer uso de esta garantía, tendrá que haber contratado a una empresa debidamente registrada que haya otorgado un presupuesto detallado mencionando el tipo de materiales utilizados en la reforma, entre otros factores.

Plazos de las garantías en reparaciones y reformas

Según los datos aportados por la famosa aseguradora MAPFRE, existen diversas leyes que avalan las garantías de la obra al empleador de la empresa de reparaciones.

No obstante, habrá que advertir que los plazos no resultan iguales en todas las normativas, por lo que el usuario interesado en cubrir la garantía de su reforma, tendrá que dejar en claro en el contrato de trabajo el plazo por el cual se estará guiando en caso de considerar necesario activar la cláusula de garantía en un futuro.

En todo caso, el Código Civil de España establece que las obras comenzadas desde cero tendrán que tener una garantía obligatoria de 10 años con respecto a cualquier vicisitud generada por un desperfecto de los materiales de construcción. Asimismo, esta garantía se puede extender hasta 15 años en caso de que la empresa constructora haya decidido de manera arbitraria modificar los materiales de construcción declarados en el presupuesto aprobado por el cliente.

Otros plazos disponibles en las garantías de reparaciones y reformas

Además de los plazos disponibles en el Código Civil español, la Ley General para la Defensa de los Consumidores y la Ley de Ordenación de la Edificación, ambas vigentes y en pleno rigor ofrecen distintos plazos de garantías dependiendo de las circunstancias.

Estos plazos pueden variar desde los 6 meses hasta los 10 años. Por eso, insistimos, es completamente necesario que exista un acuerdo entre empleador y empleado al momento de firmar el contrato sobre las garantías de Ley aseguradas en la reforma.

Qué necesito para reclamar una garantía y asegurar mi derecho como propietario

Si bien existen claros estatutos legales que garantizan mi derecho como propietario en la reparación y reformas, para poder reclamarlos de manera efectiva, los usuarios tendrán que seguir una serie de procedimientos al momento de contratar un servicio de reparación.

En este sentido, mínimamente el usuario interesado en realizar una reforma tendrá que solicitar a la empresa de servicios dos documentos de manera obligatoria: un presupuesto detallado y una factura legal.

El presupuesto detallado

Un presupuesto detallado no solamente incluye los costes de la obra, a su vez, tendrá que incluir los plazos de ejecución así como los materiales a utilizar. Asimismo, al momento de describir los materiales es importante saber la marca de los mismos y que quede claramente establecido si se trata de productos de primera o segunda mano.

Mientras más detallada sea el presupuesto, más posibilidades tendrá el cliente de hacer un reclamo efectivo de la garantía en caso de que sea necesario.

Una factura legal

Además del presupuesto detallado el cliente tendrá que exigir una factura legal a la empresa prestadora del servicio de construcción. Esta factura tendrá que incluir no solamente el monto final del proyecto, sino el detalle de todos los trabajados realizados así como el nombre de la empresa, su dirección, números de contactos, el CIF, el sello y la firma.

Con estos dos documentos, quedará avalada de forma certera el tipo de trabajo realizado así como los materiales utilizados. En caso de incumplimiento de parte de la empresa prestadora del servicio de los estatutos ahí establecidos, el cliente podrá ejercer un reclamo efectivo de su derecho como propietario en la reparación y reformas de su hogar.

Con esta página podrás tener toda la información necesaria sobre tu derecho como propietario en la reparación y reformas.